29 noviembre, 2021
NOTICIAS DE INTERÉS

Una dietética formada por compañeros despedidos del trabajo

Un grupo de compañeros de trabajo, fueron despedidos de sus trabajos, y decidieron unirse y crear una cadena de dietéticas.

Tres compañeros, fueron despedidos de un supermercado donde trabajaron, y tomaron una gran decisión: unirse y crear una cadena de dietéticas.

Se trata de ENELDO, una cadena de dietéticas creada por estos tres amigos: Mariano Díaz, Gastón Juri y Andrés Rexach. 

Dos de ellos, Juri y Rexach, trabajaban juntos en las oficinas de Walmart. Según cuentan, una noche se reencontraron con Díaz (que ya estaba fuera de la compañía) y comenzaron a conversar sobre esta idea: crear una dietética con centro de yoga, sin embargo esta no prosperó.

Luego ya sin trabajo los tres, fueron a distintas entrevistas laborales en otras empresas, pero sin que ninguna les convenciera mucho. “Incluso en una empresa me dijeron que por regla no se podía tomar mate”, recuerda Rexach.

Pero la idea de abrir una dietética nunca fue descartaba absolutamente. “El rubro me gustaba y veía que gastaba lo que no gastaba en ningún lugar, pero faltaba una propuesta integral con surtido”, contó uno de los socios en diálogo con la revista Apertura.

El proyecto finalmente lo iniciaron en 2017, cuando abrieron el primer local en el barrio de Caballito, pensado como un autoservicio y que pudiera ser manejado por terceros. “Tuvimos un montón de errores y un montón de aciertos y cuando estuvimos maduros, salimos con el segundo”, recordaron los amigos.

En la actualidad ya tienen una cadena con un total de 19 locales (tres de ellos en obra y seis propios). El crecimiento al principio fue más orgánico, hasta que al tercer año comenzaron a franquiciar y pusieron el pie en el acelerador.

Por su parte, Juri, señaló que “Muchas veces pasa con las franquicias que cumplen un tiempo, ya el franquiciado conoce el negocio y ¿por qué va a seguir pagando un royalty? Cuando armamos el modelo pensamos algo que sirviera a largo plazo”.

Y agregó que “Al principio prácticamente no le cobramos nada hasta que el negocio camina. Entonces la distribuidora nace como un servicio a la franquicia: le vendemos más barato y lo que paga a nosotros por royalty se lo ahorra de comprarle a un distribuidor”.

“Somos flexibles también en el sentido de que no tenemos la vaca atada, porque en la Argentina es imposible saber, y si vienen con propuestas, probamos”, manifestó Díaz.

“Nuestro lema siempre fue crecer o perecer, porque en este rubro es así”, cuentan orgullos los 3 socios y amigos fundadores de ENELDO.

Related posts

La Feria del Libro Infantil y Juvenil será virtual

VILLA DEL PARQUE HOY

El GCBA dispondrá centros culturales y clubes para las clases presenciales

Barrios Vecinales

El polo gastronómico bajo techo de Palermo tiene nivel internacional

TU BARRIO EN LA WEB